mp3 download for android https://play.google.com/store/apps/details?id=com.ea.mp3download https://play.google.com/store/apps/details?id=com.ea.musicdownload

 
jueves, 18 de diciembre de 2014    
 
 
  Participa a través de la web » Diálogos 2016 » La Cultura en la Red 2.0 English | Español | Polski


 
Diálogos 2016 - La cultura en la red 2.0

2016 histórico 

Javier Celaya aiv Aurelio Luis
Javier Celaya Adrian Iruela Aurelio Martín Luis Sancho

"El grupo es más inteligente que las personas más inteligentes del mismo"
(J. Surowiecki. 2004)


En el presente Diálogo 2016 queremos analizar el impacto de la web 2.0 en la difusión de la cultura, de la mano de varios profesionales de reconocida experiencia que nos ayudarán a aprender y comprender este nuevo fenómeno. 

Todos ellos plantean opiniones altamente interesantes, que os presentamos a continuación para que opinéis sobre ellas. También se plantea una pregunta final que trataremos de contestar entre todos.
  
Javier Celaya, socio-fundador del portal cultural Dosdoce.com, autor del blog Comunicación Cultural, introduce el tema diciendo que "Estamos viviendo un cambio de época donde la manera de transmitir la información y el conocimiento empieza a complementarse con nuevos canales de comunicación digital.
La irrupción de las nuevas tecnologías sociales 2.0  blogs, wikis, podcasts, vídeos, redes sociales " ha desarrollado un conjunto de nuevos comportamientos y expectativas en la sociedad civil que las entidades culturales deberían conocer y atender. Estas nuevas herramientas permiten a los ciudadanos tener un mayor protagonismo en la planificación y desarrollo de los contenidos de todo tipo de  entidades culturales (biblioteca, librería, centro cultural), así como en la definición de sus servicios.
 

De la misma opinión es
Luis Sancho, profesional de las nuevas tecnologías creador de las redes sociales orientadas a la cultura Dejaboo.net y EliteClásica.com, que recurre a una cita de James Surowiecki, autor de la afamada obra "The wisdom of crowds" (2004), para exponer su visión sobre el tema: La Web 2.0 ha venido a traer un nuevo concepto de Internet, y con él, una nueva vía para acceder a la cultura, de una manera mucho más sencilla y satisfactoria. Decía Surowiecki que "el grupo es más inteligente que las personas más inteligentes del mismo" , y es que, a través de las redes sociales, foros y blogs, los usuarios pueden compartir sus gustos culturales con la posibilidad, además, de conocer y seguir a gente con sus mismos gustos y tendencias. Esto cambia por completo la manera que tenemos de acceder a la cultura, ofreciendo un escenario claramente más rico y agradable tanto para neófitos como para los más avezados en este mundo.
 
Aurelio Martín, Director de Desarrollo de Eladelantado.com y autor del blog de este periódico digital "Una Col", destaca la riqueza que supone el libre intercambio de ideas que permite la nueva generación web: "Con la web 2.0 la cultura encontrará un amplio -global- campo hasta ahora desconocido, democratizándola y facilitando a los ciudadanos el acceso al conocimiento y a los puntos donde se producen las actividades, sin olvidar el valor que supone el intercambio libre de ideas". 
 
Libre intercambio de ideas sobre la cultura y creación misma de la cultura a través de la web 2.0, como explica
Adrián Iruela, co-fundador de la red social cultural ArtGerust y responsable de su área de edición: "Internet pronto se convirtió en el mejor vehículo para comunicar, difundir y potenciar la cultura. Con la llegada de la web 2.0, además, se ha manifestado como una magnífica herramienta para crearla".
 
Habiendo quedado estos aspectos claros, sin embargo, Javier Celaya plantea una pregunta final: ¿Por qué la mayoría de las entidades culturales no utilizan estas herramientas online en sus estrategias de marketing y comunicación cultural? ¿Qué temen? ¿Por qué sólo señalan sus supuestos aspectos negativos (fiabilidad, credibilidad, etc.) en vez de analizar los beneficios derivados de su utilización (acceso directo al público objetivo, menor coste, intercambio de opiniones, actualización constante, etc.)?

Ahora es tu turno. Comparte tu opinión sobre el tema.

 
07/03/2009 0:04
Nuria Preciado
Antes de finalizar este agitado diálogo, quería agradecer a todos los participantes sus opiniones.
A Manuela las claves que nos has dado para la autogestión de la "usabilidad" de este blog (trabajaremos para mejorarla desde el diseño de la web, que como dice Adrian, hay mucho por hacer).
A Agustín tu lúcida reflexión. Me quedo con el personaje de Celestin Freinet, que ideó hace casi un siglo, un método que aún hoy sigue siendo revolucionario: la imprenta escolar como método de difusión de textos escritos por niños de forma libre, a partir de sus propias ideas. Un concepto muy 2.0 ¿verdad? (una curiosidad, este gran pedagogo era pastor antes que profesor de pueblo).
A Javier Celaya, a Adrian Iruela y a todos los que nos habéis abierto puertas a fascinantes espacios 2.0 (no vamos a tener noches suficientes para investigarlos).
Ya todos los demás que habéis animado este diálogo. Sin pretenderlo habéis traido un soplo de innovación a Segovia, como remedio contra el inmovilismo, el estado adormecido y acomodado que amenaza a una ciudad pequeña y patrimonial como Segovia. Pero queda mucho por hacer. Como dice Celia no es suficiente con este blog.
Iñaki, tomamos tus inspiradoras ideas, conscientes de que poner a disposición la herramienta no es suficiente, necesitamos promover su uso de forma universal, no sólo para los iniciados. Os invito a todos a seguir estos diálogos y a encontrarnos más veces en este espacio.
06/03/2009 22:13
Alvaro Ordóñez
Interesante debate al que espero no sumarme tarde. Desde mi punto de vista la industria cultural ha sido siempre por definjición o por complejo un sector “tradicional” en las formas. Quizá es por esto por lo que está costando que las entidades culturales se lancen de lleno a las posibilidades que ofrece la web 2.0 y se mantengan a la espera. Tampoco sería justo esperar que la industria cultural fuese pionera en este campo cuando otros sectores tampoco están entrando de lleno (industria, comercio, construcción, etc…) Más que culpar a la industria como tal deberíamos centrarnos en las empresas y personas que la componen las cuales aún están en un momento de espera el cual puede ser decisivo pues una vez que se definan los nuevos modelos de negocio, sólo los que estén posicionados podrán marcar las reglas del juego. El resto tendrán que acomodarse de manera rápida o simplemente serán apartados del mercado. Un saludo A.ORDOÑEZ
06/03/2009 19:45
Aurelio Martín
Este asunto requiere varios niveles, los profesionales que diseñan las estrategias a través de la web 2.0, contratados por las empresas, y los usuarios o "consumidores" de contenidos, no tienen por qué compartir el mismo nivel de conocimientos, de igual forma que hay distancia entre el creativo de una campaña de refrescos y aquellos que los toman cuando están en la playa. Digo esto porque en estos fructídferos diàlogos ha habido una mezcla de todo y quizá se forme un lío el que se entretenga en leernos, aparte de merecerse un reconocimiento público por tener que hacerlo, y sin puntos y aparte. Como ha quedado claro que la web 2.0 favorece la promoción cultural y el intercambio intelectual, vamos a hablar del Gobierno. Comparto con Irene que la Administración es la primeta que debería dar ciertos pasos en materia pedagógica, pero sobre todo en el empleo por su parte de herramientas que puedan facilitar la vida de los ciudadanos, que para eso están. Como sé que es un tema que le gusta a Celaya, por el que trabaja incansablemente, por ejemplo, no sé a que esperan para tratar de expandir el castellano en la red, teniendo en cuenta la gran brecha que existe entre los millones de hispanohablantes y los pocos los contenidos que existen en castellano.
06/03/2009 18:17
Adrián Iruela

Siento otra vez molestar pero ante el mensaje de Fons no puedo reprimirme:

Es cierto un gran porcentaje de lo que publica es Internet es humo. La relevancia de la información es muy baja. Pero sin lugar a dudas infinitamente más baja es la relevancia de información que nos puede dar el sector editorial y sus novedades en estanterías de grandes establecimientos, el cine es en su mayoría ínfimo, el arte que ese expone hoy día es inclasificables, por ejemplo el famoso "Merde d’Artiste" (Bote de mierda) de Vik Muniz, un artista muy bien apgado, por no hablar de la televisión la radio y la prensa que casi todo lo que dice son chuminadas.

De acuerdo contigo sobre el tema de Internet, pero al ser un medio tan inabarcable, cuenta con muchísima más información de calidad que cualquier otro. Hay que saber buscarla, porque es un medio activo, no pasivo.

Y para que veas que Internet por suerte no solo hablamos egocéntricos filósofos en mantillas -que conste que no me doy por aludido, es que lo creo también- te paso un link de un gran genio de la filosfía, y una demostración más de que Internet vale también para tratar, profuncizar y enriquecer algo supuestamente árido como la filosfía, la web de Gustavo Bueno, magnífica e inabarcable por cierto:

- Fundación Gustavo Bueno

06/03/2009 17:36
Adrián Iruela

Hay un hecho curioso alrededor de todos los datos que salen en medios de comunicación "tradicionales", llámese Televisión o radio o prensa, y es el cariz negativo cuando tratan del tema de Internet. Esto se debe a muchos factores. Posiblemente el principal sea que al ser medios "unilaterales" es decir el sujeto-usuario no construye ni crea nada, sino que solo "ingiere" información de forma pasiva, son medios muchos más fácil de controlar por los políticos, per se, y por definición, totalitarios. Internet es un medio libre donde el político no está agusto. Véase por ejemplo el trato que recibió este medio -internet- el pasado día durante las elecciones vascas. El político está inquieto ante él.

Este no control supone un pequeño agujero en el poder actual de los Estado, sin duda alguna, y analizando la historia, el poder más total y omnipresente de la historia, tal es así, que cualquier rey medieval o cualquier dictadorzuelo de hace 100 años o cualquier guerrero-rey de la antigüedad, soñaría con el poder que puede llegar a alcanzar un político actual, ya sea demócrata o no. Internet es por ahora la única vía de escape a este poder, y los políticos lo saben y por eso han puesto toda su maquinaria para luchar contra ella.

Como los políticos democráticos si en algo se diferencian de los totalitarios, más que su ética o amor a la humanidad, que también un poco, es en la sutileza de sus actos, son especialistas en llamar a los cosas por nombres que suenen bonitos. De ahí que estén endureciendo las leyes, o cambiándolas, o creándolas, para limitar el poder de internet, es decir para poder ellos controlarlos. Ellos dirán que es para "salvaguardar al creador", o los "negocios tradicionales", o "para proteger los datos personales". Y aquí es donde quería llegar yo.

Normalmente cuando escucho a Javier Celaya suelo estar de acuerdo con él, pero en esto no puedo hacer otra cosa que discrepar, por supuesto con todo el respeto y admitiendo que es un tema importante este de la protección de datos. Dice Javier que "este pacto no parece ser tal, porque en esta sociedad digital en la que estamos inmersos, los datos que ofrecen los usuarios son utilizados por estas plataformas con fines comerciales". Sí es cierto, no al 100% pero bueno, pero tampco debe tomar este cariz negativo. En la televisión o en la radio o en la prensa (medios tradicionales) la publicidad igualmente existe y viven de ella -mucho más los medios de comunicación tradicionales que internet que puede funcionar como un comecio con sus TPVs [datáfonos virtuales] y demás, en cambio los medios de comunicación tradicionales no- y sin embargo no parece ser tan "peligrosa" viendo como es tratada. Sin embargo lo perverso del asunto es que sí, es que es ás peligrosa que la publicidad en Internet. Ya que en aquellos medios la publicidad es generalista -para todos igual-, global y unilateral -es decir el sujeto es pasivo y tiene que tragarse el anuncio. Esto nos lleva irremediablemente a la creación de "necesidades". Sin duda, cuando una empresa es capaz de crear una necesidad ha triunfado. Los medios tradicionales valen para eso, son abyectos porque esto es deplorable.

Sin embargo Internet y las redes sociales tipo Facebook o Google, usan tus datos personales para un tipo de publicidad específica, acorde a tus gustos o necesidades. Es específica -está segmentada como digo-, particular y bilateral. Y es bilateral porque funciona como empresa-usuario. Si tu mientras navegas no te interesa un anuncio, puedes ignorarlo, no como en los medios tradicionales, e incluso puedes cambiar de anuncio si ves algo que no te gusta.

Claro, aquí ya el argumento de la protección de datos tan estatalizado para protegernos a nosotros, oh desamparados usuarios, de las meléficas redes sociales y webs 2.0 empiezan a tambalearse. Para empezar no entiendo el afán de los políticos por protegernos tanto. Cuando en realidad lo que teníamos que hacer es protegernos nosotros de ellos.

La libertad siempre chirria al que lo quiere controlar todo. Y claro no admiten que alguien cuelgue datos en internet a otras entidades que no sean el Estado. Datos que todos colgamos en Internet bastante ridículos por otra parte. Datos que el Estado también tiene y que utiliza para tenerte controlado y si puede sacarte el dinero.

Como conclusión, yo creo que estamos viviendo una lucha un tanto soterrada entre los gobiernos y este medio de comunicación, llamado Internet. Yo que de naturaleza soy pesimista, o realista, como quieran, pienso que los gobiernos vencerán y lograran abrir un debate falso sobre la seguridad de nuestros datos en Intenet para que ellos también puedan aprovecharse de ellos. Y si te pones a pensar, ya es un poco terrorifico que Google sepa todo lo que haces, o que Facebook sepa hasta si tienes o no amantes cibernéticas o no, lo terrible de verdad es que los gobiernos, amparándose en las libertades individuales acabe con ellas, sabiéndolo todo de tí también. Yo por lo pronto me conformaría con que los políticos ayudaden a la investigación en sistemas de seguridad para que los "cracker" -los "hackers malos"- no hicieran de las suyas. O al menos me conformaría con que se dedicaran a gestionar de manera silenciosa y no metieran sus manos en todos los asuntos.

Siento haberme alargado otra vez. Soy así. No sé si volveré por estos foros, si no es así les deseo feliz fin de semana y agradecerles un debate tan interesante. Mientras les dejo un par de links por si quieren visitarme en Twitter a mí o a

- ArtGerust:

- Mi twitter personal

.

- El twitter de ArtGerust

.
06/03/2009 17:15
Fons
Se ha mencionado mucho el espinoso tema de la

privacidad

, pero mucho me temo que hay asunto que se vuelve incluso más relevante: la

relevancia de la información

. La red se ha convertido en una gran Biblioteca de Babel (

Borges

dixit).
El flujo de información en modo carnaval que ofrece internet acaba a menudo inundando de ruido los canales y dificultando alcanzar aquello que es importante. Cualquiera puede ser una portera, un inversor, un terrorista, un filósofo en mantillas. Supongo que será bueno para el ego de algunos, pero definitivamente creo que insensibiliza. Se trata de gritar más fuerte, o en este contexto, de gritar más atractivo: colores, formas. Información relevante casi nula.
Creo que es aquí donde entronca la privacidad: millones de datos de seres anónimos, con interés casi nulo, como no sea por puro constumbrismo, casi agotado en una sociedad en el cada uno es una sociedad única.

06/03/2009 16:13
Esther Alvarado
(Se me quedó enganchada la negrita)

Me apunto a la reflexión sobre la privacidad sobre las redes sociales y a las repercusiones de lo publicado en ellas. Como norma general, no suelo utilizar mi nombre en Facebook ni más datos personales que el día y mes de nacimiento, pero sí cuelgo a veces alguna foto. Aunque de vez en cuando me salen amigos (procedentes de mis amigos, supongo), suelo tener cuidado con lo que escribo para que no me suceda lo que a la banda de cornetas y tambores de Nuestra Señora de la Merced de El Viso del Alcor (Sevilla), que fueron apaleados por una pandilla de jóvenes de Carmona que había leído en Tuenti comentarios despectivos contra su municipio, escritos por un miembro de la banda. La noticia sale publicada hoy en EL MUNDO. Es injustificable la agresión física, pero parece que, hasta que aprendamos a utilizar la herramienta de una manera sensata, tendremos que tener cuidado de no herir la sensibilidad de quienes puedan estar al otro lado.

Por otra parte, siguiendo la reflexión de Javier Celaya, me da pánico pensar qué se hace con determinados datos personales. Está claro que las redes sociales necesitan un estudio en profundidad y una redefinición del "contrato" de privacidad con sus usuarios.

Buen fin de semana a todos y gracias por compartir vuestras reflexiones. Ha sido muy interesante leeros. Nos vemos en otra. ¡Ah! Y mucha suerte a Segovia 2016, pero yo soy de Cáceres, otra ciudad candidata, así es que mi corazoncito y mi voto son extremeños. Besos

06/03/2009 15:49
Esther Alvarado
Manuela, gracias por explicar de forma sencilla cómo hacer más legible el texto. como veo que casi todos demás ya saben hacerlo, no me queda otra que intentarlo :) Y, como se trata de aprender, voy a intentarlo con las negritas. En fin... con negrita o sin negrita me apunto a la reflexión sobre la privacidad sobre las redes sociales y a las repercusiones de lo publicado en ellas. Como norma general, no suelo utilizar mi nombre en facebook ni más datos personales que el día y mes de nacimiento, pero sí cuelgo a veces alguna foto. Aunque de vez en cuando me salen amigos (procedentes de mis amigos, supongo), suelo tener cuidado con lo que escribo para que no me suceda lo que a la banda de cornetas y tambores de Nuestra Señora de la Merced de El Viso del Alcor (Sevilla), que fueron apaleados por una pandilla de jóvenes de Carmona que había leído en Tuenti comentarios despectivos contra su municipio, escritos por un miembro de la banda. La noticia sale publicada hoy en EL MUNDO. Es injustificable la agresión física, pero parece que, hasta que aprendamos a utilizar la herramienta de una manera sensata, tendremos que tener cuidado de no herir la sensibilidad de quienes puedan estar al otro lado. Por otra parte, siguiendo la reflexión de Javier Celaya, me da pánico pensar qué se hace con determinados datos personales. Está claro que las redes sociales necesitan un estudio en profundidad y una redefinición del "contrato" de privacidad con sus usuarios. Buen fin de semana a todos y gracias por compartir vuestras reflexiones. Ha sido muy interesante leeros. Nos vemos en otra. ¡Ah! Y suerte a Segovia 2016, pero yo soy de Cáceres, otra ciudad candidata, así es que mi corazoncito y mi voto es extremeño. Besos
06/03/2009 15:38
Javier Ruiz Montalt
Antes del fin de semana: Sigo con mucho interés todas las aportaciones y enlaces que nos estáis transmitiendo. Manuela, no te quejarás ahora de material :). Y Agustín, muy buena la memoria histórica y los datos. Me hace plantearme lo siguiente: en estos tiempos de crisis total de sistema, donde la incertidumbre y los miedos nos tienen paralizados, ¿por dónde empezar?: más creatividad, más innovación y más formación; explorar nuevos caminos en definitiva. Nos vale para la crisis, supongo, pero es lo mismo que nos debemos exigir los profesionales de la comunicación ante las nuevas herramientas de la web 2.0.: creatividad, innovación y formación, ¿no estamos en eso?. Igualmento lo aplico a las entidades culturales y empresas editoriales en la web, y así sucesivamente. ¿Problemas?: ¿Qué imagen nos ofrecen los medios sobre las redes sociales?, ¿qué nos destacan de facebook (cara libro, curiosamente), tuenti, etc.?, ¿no nos estamos quedando sólo con su imagen más fácil, con su parte lúdica y social?, ¿dónde está la cultura?. Este debate, y algunos de los ejemplos que nos habéis transmitido nos dicen que hay sitio para todo. Pero este debate aún es hoy minoritario. Y sí, también estoy de acuerdo: ¿cómo compaginar los derechos de autor de los creadores con la voluntad del público de acceder cada vez más a las creaciones artísticas y culturales gratis, aparentemente?, ¿qué pasa con nuestros datos?. No es lo que más me preocupa, pero ayudaría mucho que hubiera luz sobre este asunto, como ya habéis apuntado. Encantado de estar aquí, y de que ya casi sea fin de semana...
06/03/2009 15:32
Luis Sancho
La verdad es que también crea confusión el hecho de que un artista pueda publicar sus obras en redes como Myspace, ¿qué ocurre con sus derechos de autor? ¿Los perdería? ¿Serían compartidos? Lo cierto es que nada más lejos, ya que publicar una obra musical, por poner un ejemplo, para su descarga gratuíta, no implica una pérdida de derechos necesariamente. Poco a poco vamos aprendiendo los sistemas y recursos que necesitamos.

Por otra parte, como ejemplo de medio de difusión del trabajo de un artista, me referiría de nuevo a herramientas como Bubok.com y ArteInformado.com. Cada día salen más herramientas como estas que cuentan con un claro modelo de negocio, y de hecho, los ingresos, y con ellos los beneficios, están planteados de manera bastante realista a medio plazo. El sector parece que comenzará a ser rentable pronto, ya que se está encontrando la fórmula para ello.

Yo mismo estoy a punto de lanzar una herramiento similar a ArteInformado, ya que me parece un modelo interesante y factible. Aún no hemos empezado, en este país Internet es aún un completo desconocido a punto de explotar.
1 2 3 4 5 6 7 8

       

Juderia Vieja, 12 . 40001 Segovia (ESPAÑA) . Tel. +34 902 40 2016 . Fax +34 921 463 320 . info@segovia2016.es   
  Copyright 2007 by Segovia 2016   | Politica de privacidad | Aviso legal